TIEMPOS DE FRANCISCO EN EL PERÚ

DOCUMENTAL SOBRE LA VIDA DEL PAPA FRANCISCO

“El Papa del Nuevo Mundo” relata la historia de Jorge Mario Bergoglio, el primer Papa jesuita, el primero de América y el primero en elegir el nombre de Francisco. El documental muestra entrevistas a personas del entorno de Bergoglio. La producción estuvo a cargo de los Caballeros de Colón y la dirección fue de David Naglieri.

La historia de Francisco el Papa de los Pobres

“PERÚ ES UNA TIERRA ENSANTADA”.

Papa Francisco En Perú.

“Yo al pecado no le tengo miedo, le tengo miedo a la corrupción, que te va viciando el alma y el cuerpo. Un corrupto está tan seguro de sí mismo que no puede volver atrás. Son como esos pantanos chupadizos que querés volver atrás y te chupa. Es una ciénaga. Es la destrucción de la persona humana”

Prosigue. La corrupción es casi incurable. “La tesis que planteo es que el problema de la corrupción difícilmente tiene vuelta atrás. Distingo entre pecado y corrupción. El pecador es una persona que conoce límites, que tiene equivocaciones. Tiene conciencia de que se equivoca. En cambio el corrupto pierde esa brújula y vive en otro mundo, del que difícilmente se sale”.

“El tema de la corrupción como una de las realidades habituales de la vida. Se habla de personas e Instituciones aparentemente corruptas que han entrado en un proceso de descomposición y han perdido su entidad, su capacidad de ser, de crecer, de tender hacia la plenitud, de servir a la sociedad entera”

TIEMPOS DE FRANCISCO EN EL PERÚ

“El verdadero poder es el servicio, no servirse”

Papa Francisco en Perú: “Existe otra devastación de la vida propiciada por la minería ilegal: la trata de personas, este es un mensaje para todos, no miren para otro lado”

 -“Los pueblos amazónicos nunca han estado tan amenazados”. Puerto Maldonado. Papa Francisco En Perú.

 Papa Francisco: “Existe otra devastación de la vida propiciada por la minería ilegal: la trata de personas, este es un mensaje para todos, no miren para otro lado”. Francisco En Perú.

“Los abusos sexuales, la trata de personas, la violencia contra la mujer es un clamor que llega al cielo. No nos hagamos los distraídos ni miremos a otra parte”. Puerto Maldonado. Papa Francisco En Perú.

 – “A quienes ocupan algún cargo de responsabilidad, sea en el área que sea, los animo y exhorto a empeñarse en este sentido para brindarle, a su pueblo y a su tierra, la seguridad que nace de sentir que Perú es un espacio de esperanza y oportunidad”. Papa Francisco En Perú.

  -“Los necesitamos auténticos, jóvenes orgullosos de pertenecer a los pueblos amazónicos”. Papa Francisco En Perú.

 – “No se conformen con ser el vagón de cola de la sociedad, enganchados y dejándose llevar”: sonó fuerte la exhortación del Papa Francisco a los jóvenes de los pueblos originarios, en su Visita al Hogar Principito. Papa Francisco En Perú.

  – “La Iglesia no es ajena a vuestra problemática y a sus vidas, no quiere ser extraña a vuestra forma de vida y organización. Necesitamos que los pueblos originarios moldeen culturalmente las Iglesias locales amazónicas”. Francisco En Perú.

 -“Deberíamos hablar de esclavitud… duele constatar cómo en esta tierra tantas mujeres son expuestas a un sinfín de violencias”. Papa Francisco En Perú.

 -“Pareciera que el consumismo alienante de algunos no deja ver el sufrimiento de otros. “Papa Francisco En Perú.

“Esta no es una tierra huérfana. Es la tierra de la madre. Y si hay madre, hay hijos”. 

 – “Ayuden a sus obispos, ayuden a sus misioneras y misioneros para que se hagan uno con ustedes, y de esta manera, dialogando entre todos, puedan plasmar una iglesia con rostro amazónico y una iglesia con rostro indígena”. Papa Francisco En Perú.

 – “Existe otra devastación de la vida propiciada por la minería ilegal; la trata de personas”. Papa Francisco En Perú.

  “Muchos han escrito y hablado de ustedes. Está bien, que ahora sean ustedes mismos quienes se autodefinan y nos muestren su identidad. Necesitamos escucharles. Papa Francisco En Perú.

 – “Felicito también a todos aquellos jóvenes de los pueblos originarios que se esfuerzan por hacer, desde el propio punto de vista, una nueva antropología y trabajan por releer la historia de sus pueblos desde su perspectiva”. Papa Francisco En Perú.

 – “Pido a mis hermanos obispos … que sigan impulsando espacios de educación intercultural y bilingüe en las escuelas, los institutos pedagógicos y universidades”. Papa Francisco En Perú.

   – “En momentos de crisis pasadas, ante los diferentes imperialismos, la familia de los pueblos originarios ha sido la mejor defensa de la vida”. Papa Francisco En Perú.

“La corrupción es evitable y exige el compromiso de todos”. Papa Francisco En Perú.

 “El reconocimiento de estos pueblos -que nunca deben ser considerados una minoría, sino auténticos interlocutores- así como de todos los pueblos originarios nos recuerda que no somos poseedores absolutos de la creación”. Papa Francisco En Perú.

  – “Esta profecía debe permanecer en nuestra Iglesia, que nunca dejará de clamar por los descartados y por los que sufren. “Papa Francisco En Perú.

 – “Quisiera que se escuchara el grito de Dios preguntándonos a todos ¿Dónde está tu hermano? ¿Dónde está tu hermano esclavo? No nos hagamos los distraídos. Hay mucha complicidad ¡La pregunta es para todos!”. Papa Francisco En Perú.

 – “La violencia contra las adolescentes y contra las mujeres es un clamor que llega al cielo”. Papa Francisco En Perú.

 – “La defensa de la tierra no tiene otra finalidad que la defensa de la vida. Sabemos del sufrimiento que algunos de ustedes padecen por los derrames de hidrocarburos que amenazan seriamente la vida de sus familias y contaminan su medio natural”. Papa Francisco En Perú.

 – “Ustedes son memoria viva de la misión que Dios nos ha encomendado a todos: cuidar la Casa Común “dice el Francisco En Perú a las comunidades indígenas en Puerto Maldonado. Papa Francisco En Perú.

  -Papa Francisco: “Probablemente la Amazonía nunca había estado tan amenazada como ahora “. Papa Francisco En Perú.

 -Queremos conservar nuestras vidas, nuestras costumbres… han agredido el bosque. pedimos que ore para que la Amazonia no pierda riquezas y valores, dice con dolor Representante awajún. Papa Francisco En Perú.

 -El Papa Francisco propone ecología integral como alternativa a modelo de desarrollo caduco. Papa Francisco En Perú.

 -Representante de comunidades nativas al Papa Francisco: “queremos que nuestros hijos se eduquen, pero no queremos que las escuelas borren nuestras tradiciones, nuestras lenguas”. Papa Francisco En Perú.

 “El reconocimiento y el diálogo será el mejor camino para transformar las históricas relaciones marcadas por la exclusión y la discriminación”. Papa Francisco En Perú.

 “Hemos de romper con el paradigma histórico que considera la Amazonia como una despensa inagotable de los Estados sin tener en cuenta a sus habitantes”. Papa Francisco En Perú.

 – “He querido venir a visitarlos y escucharlos, para estar juntos en el corazón de la Iglesia, unirnos a sus desafíos y con ustedes reafirmar una opción sincera por la defensa de la vida, defensa de la tierra y defensa de las culturas”. Papa Francisco En Perú.

 -“Los abusos sexuales, la trata de personas, la violencia contra la mujer es un clamor que llega al cielo. No nos hagamos los distraídos ni miremos a otra parte”. Papa Francisco En Perú.

 – “Quienes no habitamos esta tierra necesitamos de vuestra sabiduría y conocimiento para poder adentrarnos, sin destruir, el tesoro que encierra esta región. “Papa Francisco En Perú.

 – “Gracias por vuestra presencia y por ayudarme a ver más de cerca, en vuestros rostros, el reflejo de esta tierra. Un rostro plural, de una variedad infinita y de una enorme riqueza biológica, cultural y espiritual”. Papa Francisco En Perú.

 -“He deseado mucho este encuentro. Quise empezar por aquí la visita a Perú”. Papa Francisco En Perú.

  – “Junto a ustedes me brota el canto de San Francisco << Alabado seas, mi Señor>>. Sí, alabado seas por el regalo de este encuentro”. Así saluda. Papa Francisco En Perú.

 “El Papa es Amazónico”. Papa Francisco En Perú.

 -Representante de comunidades nativas al Papa Francisco “Le pedimos que nos defienda. Si nos quitan nuestros territorios podemos desaparecer.” Papa Francisco En Perú.

 -Representante de comunidades nativas al Papa Francisco: “queremos que nuestros hijos se eduquen, pero no queremos que las escuelas borren nuestras tradiciones, nuestras lenguas”. Papa Francisco En Perú.

 -“Les queremos decir a ustedes: todos cuidemos y protejamos nuestra tierra para vivir en armonía” Comunidades indígenas al Papa Francisco En Perú.

-“Tenemos miedo porque los que son de otros lugares quieren desaparecernos. Queremos decir a toda la humanidad que nosotros también estamos preocupados porque la tierra se está malogrando. “Comunidades indígenas al Papa Francisco En Perú.

 -“Queremos que nuestros hijos e hijas se eduquen para que nos sean discriminados como nosotros”. Comunidades indígenas al Papa Francisco En Perú.

 -“Le pedimos que nos defienda. Si nos quitan nuestros territorios podemos desaparecer. “Comunidades indígenas al Papa Francisco En Perú.

 -“Los nativos de la amazonia del Perú somos los sobrevivientes de muchas crueldades”- Comunidades indígenas al Papa Francisco En Perú.

 -Esta danza es un encuentro con lo trascendente. Expresa una manera de comunicarse con Dios. Comunidades indígenas al Papa Francisco En Perú.

 

– «Virgencita de la puerta, échame tu bendición. Virgencita de la puerta, danos paz y mucho amor». Papa Francisco En Trujillo Perú.

-Así como ellos enfrentaron la tempestad sobre el mar, a ustedes les tocó enfrentar el duro golpe del «Niño costero», cuyas consecuencias dolorosas todavía están presentes en tantas familias. Papa Francisco En Trujillo Perú.

-El papa: “Ustedes, al igual que los apóstoles, conocen la bravura de la naturaleza y han experimentado sus golpes.” Papa Francisco En Trujillo Perú.

-Los discípulos de ayer, como tantos de ustedes hoy, se ganaban la vida con la pesca. Salían en barcas, como algunos de ustedes siguen saliendo en los «caballitos de totora», y tanto ellos como ustedes con el mismo fin: ganarse el pan de cada día. Papa Francisco En Trujillo Perú.

-“Me alegra saber que han venido desde distintos lugares del norte peruano para celebrar esta alegría del Evangelio”. Papa Francisco En Trujillo Perú

-“Quiero dar la bienvenida a todas las comunidades con sus imágenes”. Papa Francisco En Trujillo Perú.

-“Los felicito por la música y por el canto. Hasta la vuelta, que Dios los bendiga”, dijo el pontífice desde el balcón principal de la Nunciatura Apostólica. Papa Francisco En Perú.

 -“Buenos días, gracias por estar aquí. Han venido de diversas partes de Lima. Estoy cerca de todos ustedes, les deseo un buen día”, antes de su partida a Trujillo. Papa Francisco En Perú.

 -“No se olviden que son las estrellitas que iluminan en la noche, el mundo los necesita como lo que son: niños y jóvenes de los pueblos originarios y auténticos” Papa Francisco En Perú.

 – “Amen esta tierra, siéntanla suya. Huélanla, escúchenla, maravíllense de ella. Enamórense de esta tierra Madre de Dios, comprométanse y cuídenla”. Papa Francisco En Perú.

 -“Qué sería Perú sin las madres y las abuelas, qué sería nuestra vida sin ellas”. Papa Francisco En Perú Celebración Mariana.

  -“Hermanos, la Virgen de la Puerta, Madre de la Misericordia y de la Esperanza, nos muestra el camino y nos señala la mejor defensa contra el mal de la indiferencia y la insensibilidad”. Papa Francisco En Perú.

 -“Mirando a las madres y a las abuelas, quiero invitarlos a luchar contra una plaga que afecta a nuestro continente americano: los numerosos casos de feminicidio. Papa Francisco En Perú.

-“El amor a María nos tiene que ayudar a generar actitudes de reconocimiento y gratitud frente a la mujer, frente a nuestras madres y abuelas que son un bastión en las vidas de nuestras ciudades. Casi siempre silenciosas llevan la vida adelante”. Papa Francisco En Perú.

-“No hay mayor medicina para curar tantas heridas que un corazón que sepa de misericordia, que un corazón que sepa tener compasión ante el dolor y la desgracia, ante el error y las ganas de levantarse de muchos y que no saben muchas veces cómo hacerlo. Papa Francisco En Perú.

-“Sé del amor que le tienen a la Inmaculada Virgen de la Puerta de Otuzco que hoy junto a ustedes, quiero declarar: Virgen de la Puerta, «Madre de Misericordia y de la Esperanza». Papa Francisco En Perú.

-“María siempre será una Madre mestiza, porque en su corazón encuentran lugar todas las sangres, porque el amor busca todos los medios para amar y ser amado”. Papa Francisco En Perú.

-“La casa se viste de fiesta de manera especial. Nos acompañan las imágenes venidas desde distintos rincones de esta región” Papa Francisco En Perú.

 “En esta plaza se quiere atesorar la memoria de un Pueblo que sabe que María es Madre y no abandona a sus hijos”. Francisco en Celebración Mariana, en la Plaza de Armas de Trujillo. Papa Francisco En Perú.

 – “En esta hermosa e histórica plaza de Trujillo que ha sabido impulsar sueños de libertad para todos los peruanos nos congregamos hoy para encontrarnos con la «Mamita de Otuzco». Papa Francisco en Celebración Mariana. Papa Francisco En Perú.

-“Los jóvenes caminan rápido, pero son los viejos quienes marcan el camino” Papa Francisco En Perú.

“Vence la indiferencia y conquista la paz”.

-“Si los jóvenes hacen soñar a los viejos, estoy seguro que los viejos harán profetizar a los jóvenes” Papa Francisco En Perú.

-“Los ancianos necesitan que les vuelvan a brillar los ojos. Hagan soñar a los viejos” Papa Francisco En Perú.

-Francisco a los sacerdotes y religiosos: “No caigamos en la trampa de una autoridad que se vuelva autoritarismo por olvidarse que, ante todo, es una misión de servicio” Papa Francisco En Perú.

-Francisco a los religiosos: “En el mundo fragmentado que nos toca vivir, que nos empujar a aislarnos, somos desafiados a ser artífices y profetas de comunidad. Porque nadie se salva solo”. Papa Francisco En Perú.

-Francisco a los sacerdotes y religiosos: “La fe en Jesús se contagia, no puede confinarse ni encerrarse; aquí se encuentra la fecundidad del testimonio” Papa Francisco En Perú.

-“El Pueblo fiel de Dios tiene olfato y sabe distinguir entre el funcionario del sagrado y el servidor agradecido” Papa Francisco En Perú.

-“El religioso, sacerdote, consagrada, consagrado es una persona memoriosa, alegre y agradecida: trinomio para configurar y tener como “armas” frente a todo “disfraz” vocacional” Papa Francisco En Perú.

-Francisco a los religiosos y sacerdotes: “No se vuelvan profesionales de lo sagrado, olvidándose de su pueblo, de donde los sacó el Señor. No pierdan la memoria y el respeto por quien les enseñó a rezar”. Papa Francisco En Perú.

-“Los exhorto a no olvidar, y mucho menos despreciar, la fe fiel y sencilla de vuestro pueblo” Papa Francisco En Perú.

-Francisco a los sacerdotes y religiosos: “Nos hace bien recordar que nuestras vocaciones son una llamada de amor para amar, para servir” Papa Francisco En Perú.

-“El encuentro con Jesús cambia la vida, establece un antes y un después. La memoria de esa hora en la que fuimos tocados por su mirada”. Papa Francisco En Perú.

– ¡Hermanos, rían en comunidad, y no de la comunidad o de los otros! Papa Francisco En Perú.

-“Un lindo test espiritual es preguntarnos por la capacidad que tenemos de reírnos de nosotros mismos”. Papa Francisco En Perú.

 -“El discípulo sabe que secunda y siempre secundará al Maestro. Esa es la fuente de nuestra alegría”. Papa Francisco En Perú.

-“Se nos pide trabajar con el Señor, codo a codo, pero sin olvidarnos nunca de que no ocupamos su lugar”. Papa Francisco En Perú.

-“Juan manifiesta la conciencia del discípulo que sabe que no es ni será nunca el Mesías, sino sólo un invitado a señalar el paso del Señor por la vida de su gente.” Papa Francisco En Perú a los seminaristas, sacerdotes, religiosos y religiosas en Trujillo.

-“Sin raíces no hay frutos y qué triste es ver a un religioso o seminarista marchito. Cuidemos nuestras raíces en la fe.” Papa Francisco En Perú.

-A los sacerdotes, religiosos y religiosas: “Nuestra vocación tendrán siempre esa doble dimensión; raíces en la tierra y corazón en el cielo”. Papa Francisco En Perú.

-“Ha sido un encuentro en familia, usando un lenguaje ignaciano”. Papa Francisco En Perú.

– ¿Cuántas lagrimas has secado hoy? .Papa Francisco En Perú.

 – «Virgencita de la puerta, échame tu bendición. Virgencita de la puerta, danos paz y mucho amor». Papa Francisco En Perú.

 -“Con Jesús, el alma de este pueblo de Trujillo podrá seguir llamándose «la ciudad de la eterna primavera». Papa Francisco En Perú.

“Llenen siempre sus vidas de Evangelio. Quiero estimularlos a que sean una comunidad que se deje ungir por su Señor con el aceite del Espíritu.” Papa Francisco En Perú.

-¿Cuánto aceite tienes? Pregunta el Papa Francisco En Perú.

-“Tormentas … Se llaman violencia organizada como el «sicariato» y la inseguridad que esto genera; la falta de oportunidades educativas y laborales, especialmente en los más jóvenes, que les impide construir un futuro con dignidad” Papa Francisco En Perú.

-“Porque la fe nos abre a tener un amor concreto, de obras, de manos tendidas, de compasión; que sabe construir y reconstruir la esperanza cuando parece que todo se pierde.” Papa Francisco En Perú.

 -“Hay cosas, como bien saben, que no se improvisan y mucho menos se compran. El alma de una comunidad se mide en cómo logra unirse para enfrentar los momentos difíciles, de adversidad, para mantener viva la esperanza.” Papa Francisco En Perú.

-“Sé que, en el momento de oscuridad, cuando sintieron el golpe del Niño, estas tierras supieron ponerse en movimiento y tenían el aceite para ir corriendo y ayudarse como verdaderos hermanos.” Papa Francisco En Perú.

-“En determinadas circunstancias nos damos cuenta con qué hemos llenado nuestra vida. ¡Qué importante es llenar nuestras vidas con ese aceite que permite encender nuestras lámparas en las múltiples situaciones de oscuridad…” Papa Francisco En Perú!

-“No tenemos un Dios ajeno a lo que sentimos y sufrimos, al contrario, en medio del dolor nos entrega su mano. ” Papa Francisco En Perú.

-“Así como ellos enfrentar la tempestad sobre el mar a ustedes le ha tocado enfrentar las consecuencias del niño costero”. Papa Francisco En Perú.

“Hermanos peruanos, tienen tantos motivos para esperar, lo vi y lo toqué en estos días […] y no hay mejor manera de cuidar la esperanza que permanecer unidos”.

-“No hay auténtica evangelización que no anuncie y denuncie toda falta contra la vida de nuestros hermanos, especialmente de los más vulnerables” a los Obispos del Perú.

– ¿Cuánto amor tengo yo en mi corazón? Papa Francisco En Perú.

-“Jesús te quiere como sos” Papa Francisco En Perú.

-“Jesús no quiere que te «maquillen» el corazón; Él te ama, así como eres y tiene un sueño para realizar con cada uno de ustedes. No se olviden: Él no se desanima de nosotros. Y si ustedes se desaniman los invito a agarrar la Biblia y recordar a los amigos que Dios se eligió.” Papa Francisco En Perú.

-“Hay fotos que son muy lindas, pero están todas trucadas y déjenme decirles que el corazón no se puede «photoshopear», porque ahí es donde se juega el amor verdadero, ahí se juega la felicidad.” Papa Francisco En Perú.

-“En momentos en el que parece que se apaga la fe, es Jesús el que está a su lado”. Papa Francisco En Perú.

-“Queridos amigos cuántos ejemplos tiene ustedes. Pienso en San Martín de Porres…. nada le impidió amar”. Papa Francisco En Perú.

-“Quiéranse mucho entre ustedes y recen por mí también” a los obispos peruanos. Papa Francisco En Perú.

-” Hagan política, no politiquería” a los obispos peruanos. Papa Francisco En Perú.

-“No se olviden que lo que atraía de la Iglesia primitiva era cómo se amaban. Esa era, es y será la mejor evangelización.” a los obispos peruanos. Papa Francisco En Perú.

-“No podemos negar las tensiones, las diferencias; es imposible una vida sin conflictos. Estos nos exigen, si somos hombres y cristianos, mirarlos de frente y asumirlos. Pero asumirlos en unidad, en diálogo honesto y sincero, mirándonos a la cara…” a los Obispos. Papa Francisco En Perú.

-Bajo el ejemplo de Santo Toribio el Papa Francisco exhorta a los obispos peruanos a que vivan una “Profecía episcopal que no tiene miedo a denunciar los abusos y excesos que se cometen frente a su pueblo.” Papa Francisco En Perú.

-“¡Cuánto urge esta visión para nosotros, pastores del siglo XXI!, que nos toca aprender un lenguaje totalmente nuevo como es el digital” Francisco En Perú invita a los obispos peruanos a acercar el Evangelio en el lenguaje de hoy. Papa Francisco En Perú.

-El Papa exhorta a los obispos peruanos que sigan el ejemplo de Santo Toribio, que comuniquen el evangelio a todos. Porque “La alegría del Evangelio es para todo el pueblo, no puede excluir a nadie». Papa Francisco En Perú.

-“Pude escuchar y vivir las distintas realidades que conforman estas tierras y compartir de cerca la fe del santo Pueblo fiel de Dios, que nos hace tanto bien.” Francisco En Perú a los obispos peruanos.

-“Francisco exige y eso supone que confía en las personas.”

-“Ayúdanos a ser Iglesia en salida, acercándonos a todos, en especial a los menos favorecidos; enséñanos a ser discípulos misioneros de Jesucristo.” Oración ante las reliquias de los santos peruanos. Papa Francisco En Perú.

-“La Iglesia no las tolera a ustedes, las necesita” Francisco En Perú a las religiosas de vida contemplativa. Papa Francisco En Perú.

-“Que todo aquel que se acerque a ustedes pueda pregustar la bienaventuranza de la caridad fraterna, tan propia de la vida consagrada y tan necesitada en el mundo de hoy y en nuestras comunidades.” Francisco En Perú a las religiosas de vida contemplativa.

– “Esfuércense en la vida fraterna, haciendo que cada monasterio sea un faro que pueda iluminar en medio de la desunión y la división.” Papa Francisco En Perú.

-“A ustedes les encomiendo la unidad” a las religiosas de clausura. Papa Francisco En Perú.

-“No tengan vergüenza de hacer con la oración que la miseria del hombre se acerque al poder de Dios.” Papa Francisco En Perú.

-“Así vuestra vida en clausura logra tener un alcance misionero y universal y «un papel fundamental en la vida de la Iglesia. Rezan e interceden por muchos hermanos y hermanas presos, emigrantes, refugiados y perseguidos; por tantas familias heridas, por las personas en paro… ” Papa Francisco En Perú.

-“¡Ser el amor! Es saber estar al lado del sufrimiento de tantos hermanos y decir con el salmista: «En el peligro grité al Señor, y me escuchó, poniéndome a salvo»” Papa Francisco En Perú.

-“La oración misionera es la que logra unirse a los hermanos en las variadas circunstancias en la que estos se encuentran y rezar para que no les falte el amor y la esperanza.” Papa Francisco En Perú.

-“Ustedes hacen una oración misionera. No es una oración que rebota en los muros del convento”. Papa Francisco En Perú.

-Desde Las Nazarenas: ¡Cuánto necesitamos de la unidad en la Iglesia! ¡Hoy y siempre! Unidos en la fe. Papa Francisco En Perú.

-“Perú es una tierra ensantada”. Papa Francisco En Perú.

-“Doy las gracias a mis hermanos obispos por su presencia y a todos ustedes que han hecho posible que esta visita dejara una huella en mi corazón”. Papa Francisco En Perú.

-“Tierra de esperanza por la biodiversidad que la compone y con la belleza de una geografía capaz de ayudarnos a descubrir la presencia de Dios”. Papa Francisco En Perú.

-“Tierra de esperanza por la riqueza de sus tradiciones y costumbres que han marcado el alma de este pueblo”. Papa Francisco En Perú.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

**********************************************

“Puedes tener defectos, estar ansioso y vivir irritado algunas veces, pero no te olvides que tu vida es la mayor empresa del mundo. Sólo tú puedes evitar que ella vaya en decadencia. Hay muchos que te aprecian, admiran y te quieren.

Me gustaría que recordaras que ser feliz, no es tener un cielo sin tempestades, camino sin accidentes, trabajos sin cansancio, relaciones sin decepciones.

Ser feliz es encontrar fuerza en el perdón, esperanza en las batallas, seguridad en el palco del miedo, amor en los desencuentros.

Ser feliz no es sólo valorizar la sonrisa, sino también reflexionar sobre la tristeza.

No es apenas conmemorar el éxito, sino aprender lecciones en los fracasos. No es apenas tener alegría con los aplausos, sino tener alegría en el anonimato.

Ser feliz es reconocer que vale la pena vivir la vida, a pesar de todos los desafíos, incomprensiones, y períodos de crisis.

Ser feliz no es una fatalidad del destino, sino una conquista para quien sabe viajar para adentro de su propio ser.

Ser feliz es dejar de ser víctima de los problemas y volverse actor de la propia historia. Es atravesar desiertos fuera de sí, mas ser capaz de encontrar un oasis en lo recóndito de nuestra alma. Es agradecer a Dios cada mañana por el milagro de la vida.

Ser feliz es no tener miedo de los propios sentimientos. Es saber hablar de sí mismo. Es tener coraje para oír un “no”. Es tener seguridad para recibir una crítica, aunque sea injusta. Es besar a los hijos, mimar a los padres, tener momentos poéticos con los amigos, aunque ellos nos hieran.

Ser feliz es dejar vivir a la criatura libre, alegre y simple, que vive dentro de cada uno de nosotros. Es tener madurez para decir ‘me equivoqué’. Es tener la osadía para decir ‘perdóname’. Es tener sensibilidad para expresar ‘te necesito’. Es tener capacidad de decir ‘te amo’.

Que tu vida se vuelva un jardín de oportunidades para ser feliz… Que en tus primaveras seas amante de la alegría.

Que en tus inviernos seas amigo de la sabiduría.

Y que cuando te equivoques en el camino, comiences todo de nuevo. Pues así serás más apasionado por la vida.

Y descubrirás que ser feliz no es tener una vida perfecta. Sino usar las lágrimas para regar la tolerancia. Usar las pérdidas para refinar la paciencia. Usar las fallas para esculpir la serenidad. Usar el dolor para lapidar el placer. Usar los obstáculos para abrir las ventanas de la inteligencia. Jamás desistas….

Jamás desistas de las personas que amas.

¡Jamás desistas de ser feliz, pues la vida es un espectáculo imperdible!

Papa Francisco

Todo el planeta unido en oración por la PAZ

*************************************

INTERESANTE

LOS CUATRO POSTULADOS DEL PAPA FRANCISCO

Han sido siempre los principios primeros del pensamiento del papa Francisco. El jesuita argentino Juan Carlos Scannone nos informa que cuando Jorge Mario Bergoglio era provincial, en 1974, ya los usaba. Giovanni Scalese

Pueden ser considerados como los postulados del pensamiento del papa Francisco, desde el momento que, además de resultar recurrentes en su enseñanza, son presentados por él como criterios generales de interpretación y evaluación.

Ellos son:

– El tiempo es superior al espacio;

– La unidad prevalece sobre el conflicto;

– La realidad es más importante que la idea;

– El todo es superior a la parte.

En «Evangelii gaudium», n. 221, Francisco los llama «principios». Personalmente, considero por el contrario que ellos pueden ser considerados «postulados», término que en el vocabulario Zingarelli de la lengua italiana designa una «proposición carente de evidencia y no demostrada, pero admitida igualmente como verdadera en cuanto necesaria para fundamentar un procedimiento o una demostración».

Siempre en «Evangelii gaudium», n. 221, el Papa afirma que los cuatro principios «brotan de los grandes postulados de la Doctrina Social de la Iglesia».

Pero los que en el Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia son señalados como «principios permanentes» y «verdaderos y propios puntos de apoyo de la enseñanza social católica» son más bien la «dignidad de la persona humana», el «bien común», la «subsidiaridad» y la «solidaridad», a los cuales están vinculados el destino universal de los bienes y la participación, además de los «valores fundamentales de la vida social» como la verdad, la libertad, la justicia y el amor.

Ahora bien, es difícil captar la derivación de los cuatro postulados de «Evangelii gaudium» de los llamados «principios permanentes» de la doctrina social de la Iglesia. O por lo menos tal derivación no es tan evidente: es necesario sacarla a la luz y no darla por descontada.

El hecho es que ellos han sido siempre los principios primeros del pensamiento del papa Francisco. El jesuita argentino Juan Carlos Scannone nos informa que «cuando Jorge Mario Bergoglio era provincial, en 1974, ya los usaba. Yo formaba parte con él de la congregación provincial y lo he escuchado mencionarlos para iluminar distintas situaciones que se trataban en ese foro».

Hay que tener presente que en 1974 Bergoglio tenía 38 años, era jesuita desde hacía dieciséis años (1958), se había graduado en Filosofía una década atrás (1963), era sacerdote desde cinco años antes (1969), era provincial desde hacía un año (1973-1979) y todavía no había estado en Alemania (1986) para completar sus estudios. Parecería entonces que esos cuatro postulados son el resultado de las reflexiones personales del entonces joven Bergoglio.

En la exhortación apostólica «Evangelii gaudium» Francisco los vuelve a proponer, «con la convicción de que su aplicación puede ser un genuino camino hacia la paz dentro de cada nación y en el mundo entero» (n. 221).

PRIMER POSTULADO: «EL TIEMPO ES SUPERIOR AL ESPACIO»

Entre los cuatro postulados, éste parecería ser el más apreciado por el papa Francisco. Lo encontramos enunciado por primera vez en la encíclica «Lumen fidei» (n. 57). Lo volvemos a encontrar, junto con los otros tres principios, en «Evangelii gaudium» (nn. 222-225). Posteriormente es retomado en la encíclica «Laudato si’» (n. 178). Por último, es citado, dos veces, en la exhortación apostólica «Amoris laetitia» (nn. 3 y 261).

Pero es el menos inmediatamente comprensible en su formulación. Se torna claro sólo cuando se lo explica. «Evangelii gaudium» lo aclara de la siguiente manera:

«Este principio permite trabajar a largo plazo, sin obsesionarse por resultados inmediatos. Ayuda a soportar con paciencia situaciones difíciles y adversas, o los cambios de planes que impone el dinamismo de la realidad. Es una invitación a asumir la tensión entre plenitud y límite, otorgando prioridad al tiempo. Uno de los pecados que a veces se advierten en la actividad sociopolítica consiste en privilegiar los espacios de poder en lugar de los tiempos de los procesos. Darle prioridad al espacio lleva a enloquecerse para tener todo resuelto en el presente, para intentar tomar posesión de todos los espacios de poder y autoafirmación. Es cristalizar los procesos y pretender detenerlos. Darle prioridad al tiempo es ocuparse de iniciar procesos más que de poseer espacios. El tiempo rige los espacios, los ilumina y los transforma en eslabones de una cadena en constante crecimiento, sin caminos de retorno. Se trata de privilegiar las acciones que generan dinamismos nuevos en la sociedad e involucran a otras personas y grupos que las desarrollarán, hasta que fructifiquen en importantes acontecimientos históricos. Nada de ansiedad, pero sí convicciones claras y tenacidad» (n. 223).

Es más concisa la exposición de «Amoris laetitia»: «Se trata de generar procesos más que de dominar espacios» (n. 261). Pero en esta última exhortación apostólica se hace una sorprendente aplicación del principio en cuestión:

«Recordando que el tiempo es superior al espacio, quiero reafirmar que no todas las discusiones doctrinales, morales o pastorales deben ser resueltas con intervenciones magisteriales. Naturalmente, en la Iglesia es necesaria una unidad de doctrina y de praxis, pero ello no impide que subsistan diferentes maneras de interpretar algunos aspectos de la doctrina o algunas consecuencias que se derivan de ella. Esto sucederá hasta que el Espíritu nos lleve a la verdad completa (cf. Jn 16,13), es decir, cuando nos introduzca perfectamente en el misterio de Cristo y podamos ver todo con su mirada. Además, en cada país o región se pueden buscar soluciones más inculturadas, atentas a las tradiciones y a los desafíos locales» (n. 3).

Debemos reconocer sinceramente que la derivación de esa conclusión a partir del principio examinado no es tan inmediata y evidente como el texto parecería suponer. Parece dar a entender que la esencia del primer postulado está en el hecho que no se debe pretender uniformar todo y a todos, sino dejar que cada uno recorra su propio camino hacia un «horizonte» (nn. 222 y 225) que permanece más bien indefinido.

En la entrevista publicada por el padre Antonio Spadaro en «La Civiltà Cattolica», el 19 de setiembre de 2013, Francisco expone el principio en una perspectiva más teológica:

«Dios se manifiesta en una revelación histórica, en el tiempo. El tiempo inicia los procesos, el espacio los cristaliza. Dios se encuentra en el tiempo, en los procesos en curso. No necesita privilegiar los espacios de poder respecto a los tiempos, también largos, de los procesos. Debemos comenzar procesos más que ocupar espacios. Dios se manifiesta en el tiempo y está presente en los procesos de la historia. Esto hace privilegiar las acciones que generan dinámicas nuevas. Requiere paciencia y espera» (p. 468).

En la revista «PATH», de la Pontificia Academia Teológica (n. 2/2014, pp. 403-412), don Giulio Maspero identifica las fuentes del principio en san Ignacio [de Loyola] y en Juan XXIII – citados por Francisco en la entrevista concedida al padre Spadaro -, y en el beato Pedro Fabro, citado en «Evangelii gaudium», n. 171, mientras que excluye como fuente a Romano Guardini, también citado en EG, n. 224. En el principio se reconoce «una profunda raíz trinitaria», mientras que su clave hermenéutica, de naturaleza puramente teológica, se encuentra en la afirmación de la presencia y de la manifestación de Dios en la historia. Francamente, cansa un poco seguir el razonamiento de don Maspero en este comentario apasionado suyo del principio de la superioridad del tiempo respecto al espacio.

Personalmente, en lugar de las raíces teológicas – que todavía hay que probarlas – no puedo no advertir en la base del primer postulado algunos filones de la filosofía idealista, como el historicismo, el primado del devenir sobre el ser, el surgimiento del ser a partir de la acción («esse sequitur operari»), etc. Pero es un discurso que debería ser profundizado por los expertos en el ámbito científico.

SEGUNDO POSTULADO: «LA UNIDAD PREVALECE SOBRE EL CONFLICTO»

También este principio fue enunciado por primera vez en la encíclica «Lumen fidei» (n. 55). Su tratamiento más extenso se encuentra en «Evangelii gaudium» (nn. 226-230). Lo encontramos por último en la encíclica «Laudato si’» (n. 198). EG parte de una constatación:

«El conflicto no puede ser ignorado o disimulado. Ha de ser asumido. Pero si quedamos atrapados en él, perdemos perspectivas, los horizontes se limitan y la realidad misma queda fragmentada. Cuando nos detenemos en la coyuntura conflictiva, perdemos el sentido de la unidad profunda de la realidad» (n. 226).

Y describe tres actitudes:

«Ante el conflicto, algunos simplemente lo miran y siguen adelante como si nada pasara, se lavan las manos para poder continuar con su vida. Otros entran de tal manera en el conflicto que quedan prisioneros, pierden horizontes, proyectan en las instituciones las propias confusiones e insatisfacciones y así la unidad se vuelve imposible. Pero hay una tercera manera, la más adecuada, de situarse ante el conflicto. Es aceptar sufrir el conflicto, resolverlo y transformarlo en el eslabón de un nuevo proceso» (n. 227).

La tercera actitud se basa en el principio: «la unidad es superior al conflicto», que es calificado precisamente como «indispensable para construir la amistad social» (n. 228). Este principio inspira el concepto de «diversidad reconciliada» (n. 230), recurrente en la enseñanza del papa Francisco, sobre todo en el campo ecuménico.

El gran problema de este postulado es que supone una visión dialéctica de la realidad, muy similar a la de Hegel:

«La solidaridad, entendida en su sentido más hondo y desafiante, se convierte así en un modo de hacer la historia, en un ámbito viviente donde los conflictos, las tensiones y los opuestos pueden alcanzar una unidad pluriforme que engendra nueva vida. No es apostar por un sincretismo ni por la absorción de uno en el otro, sino por la resolución en un plano superior que conserva en sí las virtualidades valiosas de las polaridades en pugna» (n. 228).

Esta «resolución en un plano superior» recuerda mucho a la «Aufhebung» hegeliana. No parece casual entonces que después, en el n. 230, se hable de una «síntesis», que evidentemente supone una «tesis» y una «antítesis», los polos en conflicto entre ellos. También en este caso habría que profundizar el discurso.

TERCER POSTULADO: «LA REALIDAD ES MÁS IMPORTANTE QUE LA IDEA»

Éste está expuesto en «Evangelii gaudium» (nn. 231-233) y es retomado posteriormente en «Laudato si’» (n. 201):

«Existe también una tensión bipolar entre la idea y la realidad. La realidad simplemente es, la idea se elabora. Entre las dos se debe instaurar un diálogo constante, evitando que la idea termine separándose de la realidad. Es peligroso vivir en el reino de la sola palabra, de la imagen, del sofisma. De ahí que haya que postular un tercer principio: la realidad es superior a la idea. Esto supone evitar diversas formas de ocultar la realidad: los purismos angélicos, los totalitarismos de lo relativo, los nominalismos declaracionistas, los proyectos más formales que reales, los fundamentalismos ahistóricos, los eticismos sin bondad, los intelectualismos sin sabiduría» (EG 231).

Podría parecer que este postulado es el más fácilmente comprensible y aceptable, el más cercano a la filosofía tradicional. La profundización que hace «Evangelii gaudium» es muy atractiva y, a primera vista, absolutamente compartible:

«La idea – las elaboraciones conceptuales – está en función de la captación, la comprensión y la conducción de la realidad. La idea desconectada de la realidad origina idealismos y nominalismos ineficaces, que a lo sumo clasifican o definen, pero no convocan. Lo que convoca es la realidad iluminada por el razonamiento. Hay que pasar del nominalismo formal a la objetividad armoniosa. De otro modo, se manipula la verdad, así como se suplanta la gimnasia por la cosmética» [Platón, «Gorgias», 465] (n. 232).

En la citada revista de la Pontificia Academia Teológica, el padre Giovanni Cavalcoli se deja llevar a un entusiasta comentario de este principio, asimilándolo, sin posteriores puntualizaciones, al tradicional realismo gnoseológico aristotélico-tomista.

Pero en mi opinión no tiene en cuenta dos aspectos importantes:

– El contexto en el que se expone el principio, que es un contexto sociológico con repercusiones de carácter pastoral. «Evangelii gaudium» no es un ensayo de filosofía del conocimiento: aunque se trata de un principio filosófico, el tercer postulado es utilizado en función del desarrollo de la convivencia social y de la construcción de un pueblo (n. 221);– y el lenguaje utilizado, que no es un lenguaje técnico. Cuando en el documento se habla de «idealismos y nominalismos ineficaces» no se está refiriendo a las corrientes históricas del idealismo y del nominalismo, ya que es muy cierto que se usa el plural. Sobre todo los términos «idea» y «realidad» son entendidos en un sentido diferente de aquél en que podría entenderlos la gnoseología tradicional. La «realidad» de la que se habla en «Evangelii gaudium» no es la realidad metafísica, sinónimo de «ser», sino una realidad puramente fenoménica. La «idea» no es la simple representación mental del objeto, sino que – como señala el texto mismo – es sinónimo de «elaboraciones conceptuales» (n. 232) y, en consecuencia, de «ideología». Por otra parte, el uso de expresiones existenciales como, por ejemplo, el verbo «convocar» habría debido dar a entender inmediatamente que no se trata del lenguaje escolástico tradicional.

Estas observaciones tienen consecuencias importantes. El postulado «la realidad es más importante que la idea» no tiene nada que ver con la «adaequatio intellectus ad rem» [adecuación del intelecto a la cosa]. Esto significa más bien que debemos aceptar la realidad tal como es, sin pretender cambiarla en base a principios absolutos, por ejemplo, los principios morales, que son solamente «ideas» abstractas, que la mayoría de las veces corren el riesgo de transformarse en ideologías. Este postulado está a la base de las continuas polémicas de Francisco contra la doctrina. En este sentido, es significado cuanto afirmó el papa Bergoglio en la entrevista en «La Civiltà Cattolica»:

«Si el cristiano es restauracionista, legalista, si quiere todo claro y seguro, entonces no encuentra nada. La tradición y la memoria del pasado deben ayudarnos a tener el valor de abrir nuevos espacios en Dios. El que hoy busca siempre soluciones disciplinarias, el que tiende en forma exagerada a la ‘seguridad’ doctrinal, el que busca obstinadamente recuperar el pasado perdido, tiene una visión estática e involutiva. De este modo la fe se convierte en una ideología entre muchas» (pp. 469-470).

CUARTO POSTULADO: «EL TODO ES SUPERIOR A LA PARTE»

Encontramos este principio expuesto ampliamente en «Evangelii gaudium» (nn. 234-237) y retomado después sintéticamente en «Laudato si’» (n. 141):

«El todo es más que la parte, y también es más que la mera suma de ellas. Entonces, no hay que obsesionarse demasiado por cuestiones limitadas y particulares. Siempre hay que ampliar la mirada para reconocer un bien mayor que nos beneficiará a todos. Pero hay que hacerlo sin evadirse, sin desarraigos. Es necesario hundir las raíces en la tierra fértil y en la historia del propio lugar, que es un don de Dios. Se trabaja en lo pequeño, en lo cercano, pero con una perspectiva más amplia. Del mismo modo, una persona que conserva su peculiaridad personal y no esconde su identidad, cuando integra cordialmente una comunidad, no se anula, sino que recibe siempre nuevos estímulos para su propio desarrollo. No es ni la esfera global que anula ni la parcialidad aislada que esteriliza» (EG 235).

Aquí se aprecia el intento de tener juntos los dos polos que están mutuamente en tensión – el todo y la parte – y que en EG se los identifica con la «globalización» y la «localización» (n. 234). La valorización de la parte, que no debe desaparecer en el todo, es representada por la figura geométrica, querida por el papa Francisco, del poliedro, en contraposición a la esfera (n. 236).

El problema es que el principio, tal como está formulado, no expresa ese equilibrio entre el todo y las partes. Habla abiertamente de la superioridad del todo respecto a las partes. Esto está en contraste con la doctrina social de la Iglesia, la cual declara efectivamente que la persona es un ser constitutivamente social, pero reafirmando al mismo tiempo su primado y su irreductibilidad en el organismo social (Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia, nn. 125 y 149; Catecismo de la Iglesia Católica, nn. 1878-1885). Existe el riesgo que, al limitarse a repetir el cuarto postulado sin precisiones ulteriores, éste pueda ser entendido en sentido marxista y justificar así la anulación del individuo en la sociedad.

Hay que tener presente que también desde un punto de vista hermenéutico la relación entre el todo y las partes no es descrito en términos de superioridad sino de circularidad, el llamado «círculo hermenéutico»: el todo es interpretado a la luz de las partes; las partes a la luz del todo.

CONCLUSIONES

Que en la realidad en la cual estamos viviendo existen polaridades es un hecho difícilmente discutible. Lo que cuenta es la actitud que asumimos frente a las tensiones que experimentamos cotidianamente en nuestra vida. De la consideración de los cuatro postulados en su conjunto parecería que se debe concluir que la actitud más acorde es la de poner juntos los polos que se oponen, pero suponiendo que uno de los dos es superior al otro: el tiempo es superior al espacio; la unidad prevalece sobre el conflicto; la realidad es más importante que la idea; el todo es superior a la parte.

Personalmente, he considerado siempre que las tensiones son más bien «gestionadas»; que es utópico pensar que ellas puedan ser, mientras estamos en esta tierra, definitivamente superadas; que por otra parte es un error tomar partido por uno de los dos polos contra el otro, como si el bien estuviera solamente en un lado y en el otro sólo hubiera mal (una visión maniquea de la realidad siempre rechazada por la Iglesia). El cristiano no es el hombre del «aut aut» [o.…o], sino del «et et [y.…y]». En este mundo hay – ¡debe haber! – espacio para todo: para el tiempo y para el espacio, para la unidad y para la diversidad, para la realidad y para las ideas, para el todo y para las partes. No se excluye nada, en caso contrario sufre el desequilibrio de la realidad, que puede llevar a conflictos devastadores.

Otra observación que se podría hacer al término de esta reflexión es que la exposición de estos cuatro postulados demuestra que, en el obrar humano, es inevitable dejarse conducir por algunos principios, que por su naturaleza son abstractos. No sirve para nada entonces polemizar sobre la naturaleza abstracta de la «doctrina», oponiéndole una «realidad» a la que debería simplemente adecuarse. Si no es iluminada, guiada, ordenada por algunos principios, la realidad corre el riesgo de desembocar en un caos.

El problema es: ¿cuáles principios? Sinceramente no se ve por qué los cuatro postulados de los que nos estamos ocupando pueden orientar legítimamente el desarrollo de la convivencia social y la construcción de un pueblo, mientras la mismísima legitimidad no puede ser reconocida en otros principios, a los que se reprocha continuamente su naturaleza abstracta y su carácter al menos potencialmente ideológico.

No se puede negar que la doctrina cristiana corre el riesgo de transformarse en ideología. Pero el mismo riesgo se sigue de cualquier otro principio, incluidos los cuatro postulados de «Evangelii gaudium»; con la diferencia que éstos son el resultado de una reflexión humana, mientras la doctrina católica se basa en una revelación divina.

Que no nos suceda hoy lo que le ocurrió a Marx, quien, mientras acusaba de ideología a los pensadores que lo precedieron, no se dio cuenta que estaba elaborando una de las ideologías más ruinosas de la historia.

Giovanni Scalese. Publicado originalmente en el blog de Sandro Magister en Chiesa

FUENTE: http://infocatolica.com/?t=opinion&cod=26671

 

BIENVENIDO AL PERÚ PAPA FRANCISCO

 

Francisco (papa) Francisco​​ (en latín, Franciscus PP.), de nombre secular Jorge Mario Bergoglio (Buenos Aires, 17 de diciembre de 1936), es el 266.º y actual papa de la Iglesia católica.​ Como tal, es el jefe de Estado y el octavo soberano de la Ciudad del Vaticano.

PAPA FRANCISCO CITAS Y FRASES EN EL PERÚ -PAPA JESUITA -COMPAÑÍA DE JESÚS - UNIDOS POR LA FE Y LA ESPERANZA -Papa Francisco En Perú 555
“Amen esta tierra, siéntanla suya. Huélanla, escúchenla, maravíllense de ella. Enamórense de esta tierra Madre de Dios, comprométanse y cuídenla”. Papa Francisco En Perú

 

Los derechos humanos se violan no solo por el terrorismo, la represión, los asesinatos… sino también por la existencia de condiciones de extrema pobreza y estructuras económicas injustas que originan las grandes desigualdades. Papa Francisco

Queridos jóvenes, no enterréis vuestros talentos, los dones que Dios os ha regalado. No tengáis miedo de soñar cosas grandes. Papa Francisco

 Los que aman con todo su ser, aun llenos de debilidades y límites, son los que vuelan con ligereza, libres de influencias y presiones. Papa Francisco

 Muchos de ustedes no pertenecen a la Iglesia Católica y otros no son creyentes, pero respetando las conciencias de cada uno os doy mi bendición, sabiendo que cada uno de nosotros somos hijos de Dios. Papa Francisco

 Y también los ancianos son abandonados, y no solo en la precariedad material. Son abandonados en la egoísta incapacidad de aceptar sus limitaciones que reflejan las nuestras, en los numerosos escollos que hoy deben superar para sobrevivir en una civilización que no los deja participar, opinar ni ser referentes según el modelo consumista de sólo la juventud es aprovechable y puede gozar. Papa Francisco

 No seamos ingenuos: no se trata de una simple lucha política; es la pretensión destructiva al plan de Dios. No se trata de un mero proyecto legislativo (éste es sólo el instrumento), sino de una movida del padre de la mentira que pretende confundir y engañar a los hijos de Dios. Papa Francisco

 La verdad no se aferra como una cosa, la verdad se encuentra .Papa Francisco

La vanidad el alardeo, son una actitud de espiritualidad mundana, que es el peor pecado de la Iglesia. Papa Francisco

No soportamos vernos débiles. El diálogo y la búsqueda de las verdades que nos llevan a construir un proyecto común implican escucha, renuncias, reconocimiento de los errores, aceptación de los fracasos y equivocaciones… implican aceptar la debilidad. Papa Francisco

 

 La crisis económico-social y el consiguiente aumento de la pobreza tiene sus causas en políticas inspiradas en formas de neoliberalismo que consideran las ganancias y las leyes de mercado como parámetros absolutos en detrimento de la dignidad de las personas y de los pueblos. Papa Francisco

 Sólo la mística simple del mandamiento del amor, constante, humilde y sin pretensiones de vanidad, pero con firmeza en sus convicciones y en su entrega a los demás podrá salvarnos. Papa Francisco

 Solo el que sirve con amor sabe custodiar. Papa Francisco

 Preocuparse por todos, por cada uno, con amor, especialmente por los niños, los ancianos, quienes son más frágiles y que a menudo se quedan en la periferia de nuestro corazón. Es preocuparse uno del otro en la familia: los cónyuges se guardan recíprocamente y luego, como padres, cuidan de los hijos, y con el tiempo, también los hijos se convertirán en cuidadores de sus padres. Papa Francisco

 El verdadero poder es el servicio. Papa Francisco

 La esclavitud no está abolida, está a la orden del día. En esta ciudad se explota a trabajadores en talleres clandestinos, y si son emigrantes se les priva de la posibilidad de salir de ahí. En esta ciudad hay chicos en situación de calle, desde hace años. Hay muchos y esta ciudad fracasó y sigue fracasando en librarnos de esa esclavitud estructural que es la situación de calle. Papa Francisco

 El Señor no se cansa de perdonar. Somos nosotros los que nos cansamos de pedir perdón. Papa Francisco

 

 El ejercicio de buscar poder acumulativo como adrenalina es sensación de plenitud artificial hoy y autodestrucción mañana. Papa Francisco

 Cómo me gustaría una Iglesia pobre para los pobres. Papa Francisco

 Quien no reza al Señor, reza al diablo, ya que cuando no se proclama a Cristo, se proclama la mundanidad del diablo. Papa Francisco

 Los cristianos deben responder al mal con el bien. Papa Francisco

 Entre una Iglesia accidentada que sale a la calle y una Iglesia enferma de autor referencialidad, no tengo ninguna duda: prefiero la primera. Papa Francisco

 Debe exigirse la distribución de la riqueza. Papa Francisco